PERROS

Mujer se lleva gran sorpresa al descubrir que su cachorro no es un perro

El caso de una mujer en China se volvió viral al contar cómo lo que creía que era un perro, desarrolló otras facciones, después se enteró de que tenía de mascota a un zorro.

Mujer se vuelve viral al descubrir que su mascota no era un perro.Créditos: Shanxi TV | PetLife
Escrito en TENDENCIAS el

Al adquirir una mascota en el mercado, podrías llevarte una sorpresa cuando crezca. Eso le pasó a una mujer en China, quien notó que el perro que había adquirido tenía comportamientos raros, sobre todo en el desarrollo de su cuerpo, que era distinto a la raza que buscaba. Su caso se volvió viral en redes al revelar que se trataba de un zorro.

El singular caso de la mujer es una muestra del mercado ilegal de perros, donde las hembras son explotadas para parir de manera constante, lo que constituye un delito por maltrato animal. Además, sus escrúpulos son tan bajos que pueden “disfrazar” a un perro para hacerlo ver como una raza pura. Lo peor es cuando ni siquiera son caninos, en este caso era un zorro.

La mujer llamada Wang, quien reside en Jinzhong, provincia de Shanxi en la República Popular de China, relató al noticiero Shanxi TV su viral caso. Ahorró y gastó su dinero (cerca de 3 mil pesos), en un perro de raza spitz japonés que compró en una tienda de mascotas. Gracias a expertos, se llevó la sorpresa de que compartía su casa con un zorro domesticado.

El caso de una mujer que descubrió que su cachorro no es un perro

Wang contó al noticiero que estaba feliz de comprar un lomito de raza spitz japonés, no obstante se extrañó al notar que no ladraba. Con el paso del tiempo su “perro” creció y a la edad de 3 meses dejó de comer croquetas, pedía otra clase de alimentos, además su cola era más larga y esponjosa que lo habitual.

Raza spitz japonés y su mascota. Créditos: Pexels | Shanxi TV | PetLife

Con el paso del tiempo notó cómo sus rasgos cambian de una manera extraña, entre ellos su hocico, que era más largo de lo normal, a la par que su cola siguió creciendo esponjada. Relató que al sacarlo a pasear, notó cómo otros animales se mostraban aterrados de su canino; por ello, siempre lo paseaba con correa.

Consternada por su apariencia, acudió al zoológico local de Taiyuan para que lo revisaran. Un experto en epidemias animales le señaló que no se trataba de un perro, sino de un zorro. La mujer tomó la decisión de enviar a su mascota al zoo para que recibiera los cuidados y la alimentación necesaria.

¿Cómo cuidar a tu cachorro?

Al estar seguro de que no te ocurrirá lo mismo que la señora Wang y la mascota que llegó a tu casa, es un cachorro, hay unas medidas que debes seguir para asegurar su cuidado y desarrollo íntegro, al brindarle el entorno necesario para un sano crecimiento.

  • Mantenlo en un área resguardada y segura.
  • Evita su contacto con productos que contengan agentes químicos.
  • Conoce e impide que ingiera alimentos dañinos como el chocolate.
  • Aléjalo de cables o enchufes.
  • Consulta con un veterinario la nutrición que requiere de acuerdo a su edad y raza.
Créditos: Shanxi TV

Al momento de presentarle su nuevo hogar, procura que sea tranquilo y silencioso, con la menor cantidad de gente o animales posibles, de lo contrario podría sentirse asustado e intimidado. Permite que solito descubra y explore el perímetro.

El viral casó de la mujer nos recuerda por qué la venta de perros es un negocio que no debe ser correspondido por los criadores y tutores, dado que fomenta la explotación animal, incluyendo inusuales especies. Si quieres un perrito, lo mejor es acudir a un centro de crianza o un albergue para encontrarlo.